Luz en el Dark Social

Hoy venimos a hablar del Dark Social. Medid, medid y medid. Y cuando haya algo que no funcione, que no cuadre, volved a medir. Esta es la clave para saber qué es lo que funciona y lo que no en un negocio. Una empresa sin un departamento de analítica está perdida. Pero es que no solo es importante para una empresa, sino para cualquier medio digital, cualquier bloguero. Cualquier profesional que necesite analizar el tráfico de la web y el comportamiento de los usuarios deberá tener en cuenta muchas variables para verificar el origen de cada usuario. Y, aun así, siempre habrá una gran parte de su tráfico que se no podrá determinar su origen. El Dark Social ya es una realidad.

Una gran parte del tráfico generado en una web es de origen desconocido. Estas visitas que no se pueden rastrear, Google Analytics las considera que son tráfico directo. Pero no es así. Estas visitas son Dark Social y pueden llegar a ser el 50% del tráfico de algunas webs generalistas. Los expertos creen que el Dark Social se produce cuando compartimos contenido a través de email, chats, apps o mensajes de texto, o cuando escribimos directamente la dirección en el navegador.

Hay una batalla contra este Dark Social. Para hacerlo más cuantificable ya hay quien está cambiando los algoritmos de algunas aplicaciones que comparten contenido, permitiendo la entrada de los parámetros UTM en los botones de compartir. Estos botones sociales han de permitir la compartición directa a través de WhatsApp o por email.

Otra de las soluciones contra el Dark Social es integrar el código embed en tus campañas de emailing que dirija a una landing o a una descarga. De esta manera el seguimiento es mucho más factible.

Luego hay la opción de hacer un seguimiento de los enlaces para detectar cuál es la mejor plataforma y el rendimiento de la propia campaña. El seguimiento de enlaces es una tarea cansada y que necesita de mucha persistencia y control. Hay que crear una versión de un único enlace de un contenido que se podrá publicar en distintas plataformas. Sólo con este track podremos determinar qué canales y plataformas sirven mejor para promocionar nuestros contenidos.

Pero a pesar de todas estas soluciones. el Dark Social no desaparecerá. La gente seguirá copiando el enlace original y compartiéndolo. Todos tenemos el derecho a preservar nuestra identidad y nuestra libertad de movimientos en Internet.